La Economía del Caos




¿Cómo se lleva una identidad que busca tener el control para su economía, con el Caos? En principio, puede parecer totalmente contrario.

La expresión de todo aquello que está fuera de mi control, me asusta, porque transgrede las fronteras de mis parámetros, de mi identidad, de mi yo, de mi diseño... en cambio, cuando lo observamos desde otra perspectiva, también podemos ver que me está otorgando una libertad, me está haciendo una invitación a soltar el control y los parámetros con los que veo la identidadad, pero si la identidad se aferra por sostener parámetros morales conocidos, me va a producir mucha presión.

La invitación al caos puede ser la invitación a soltar el control, o a la entrada en una gigantesca confusión mental si estoy tratando de discernir lo que está bien o lo que está mal, y tratar de seguir actuando en función de aquella pequeña jaula, mientras el potencial me invita a abrir la jaula de la elección desde una identidad parametrizada. La mente se vuelve loca buscando hacer lo correcto, mientras un impulso mucho más fuerte la invita al CAOS, al descontrol, a soltar el mecanismo por el que se manejó siempre. 




La realidad, el contexto, entonces, puede estar invitando a soltar el control, a través de un caos en el concreto, que puedo vivir más o menos livianamente, en función de lo dispuesto que esté a ir permitiéndome acceder a aquellas reacciones y habilidades que están más allá de mi diseño, y por tanto, de mi control.


Caos suma, justamente, 40, el diseño en TODAS SUS POSIBILIDADES. 

Comentarios

Entradas populares